Todo Sobre la Arqueología Paisaje piramidal - Todo Sobre la Arqueología Banner

Sudario de Turín


Sudario de Turín - ¿Qué es?
El Sudario de Turín es un lienzo que algunos creen cubrió el cuerpo de Jesucristo en el sepulcro. Relatos de los seguidores de Jesús envolviendo su cuerpo en un lienzo se mencionan en los cuatro evangelios (Mateo 27:59, Marcos 15:46, Lucas 23:53, Juan 19:40). El sudario, el cual tiene una historia conocida que data desde el 1353, mide cerca de 4 y medio metros de largo por 1,20 metros de ancho. Se le llama el Sudario de Turín porque reside permanentemente en la ciudad de Turín, Italia, aunque en ocasiones es exhibido en otros sitios.

El sudario tiene marcas que parecen ser las impresiones frontales y posteriores de un hombre crucificado. Aparentemente, el lienzo fue doblado sobre sí mismo, una mitad sobre el hombre, la otra debajo. Interesantemente, las heridas del hombre son consistentes con las heridas infligidas a Jesús durante la tortura que soportó y que terminaron con Su crucifixión. Aparecen heridas alrededor de la línea del cabello, coincidiendo con la descripción bíblica de la corona de espinas. Algunas heridas pequeñas, como de azotes, se extienden desde los hombros hasta la parte baja de las piernas, coincidiendo con la descripción bíblica de Su tortura con azotes. También muestra una herida en el área del pecho, la cual coincide con la descripción de la herida de lanza infligida a Jesús poco después de Su muerte.


Sudario de Turín - Explicación de los Expertos
¿Qué piensan los expertos acerca del Sudario de Turín? Depende de a quién se le pregunte. Algunos expertos consideran que el Sudario de Turín es auténtico, mientras que otros creen que es más bien un fraude sofisticado. Algunas personas han llegado incluso a decir que nunca se pretendió que el sudario fuera algo más que una obra de arte. Esta explicación no parece probable debido al diseño único del sudario, un estilo que nunca ha sido observado con anterioridad en ninguna gran obra de arte. Esto ha llevado a que la mayoría de los expertos concluyan que el sudario, o es auténtico, o fue diseñado intencionalmente para parecer auténtico.

La más importante crítica contra la autenticidad del sudario está basada en pruebas de fechado con carbono. Las pruebas pronosticaron que el sudario no tiene más de 700 años, lo cual ubica su origen durante los años 1.300, haciéndolo demasiado moderno para haber sido el lienzo fúnebre de Jesús. Otros expertos sugieren que esta fecha puede haber sido tergiversada debido a que las fibras del sudario están contaminadas con bacterias microscópicas y hongos, los cuales se han desarrollado por cientos de años. Ellos creen que la presencia de éstos, hace que el sudario pruebe ser al menos mil años más joven de lo que realmente es. Sin embargo, existe un creciente número de científicos que consideran discutibles los dos argumentos, debido a lo que ellos denominan como una la falta de confiabilidad en el método de fechado por carbono.

Los escépticos del sudario también acusan que las características faciales y corporales del hombre son desproporcionadas. Sin embargo, otros expertos alegan que mucha gente tiene ciertas características físicas desproporcionadas.

Existen literalmente docenas de argumentos a favor y en contra de la autenticidad del Sudario de Turín. Estas afirmaciones contradictorias pueden llevar al observador casual a concluir que existe un impasse científico en lo concerniente al sudario, y este parece ser el caso. Entonces, ¿qué debemos creer acerca del Sudario de Turín?

Desafortunadamente, confrontado con dos opiniones opuestas en un debate relacionado con la Cristiandad, el observador casual acepta el punto de vista no cristiano porque cree que está menos influenciado por la religión, y por esto, es más científico. Sin embargo, expertos no cristianos a menudo tratan de refutar el punto de vista cristiano tan fervientemente como los expertos cristianos buscan apoyarlo. Por esto, el punto de vista no cristiano es a menudo bastante parcial. Un ejemplo que viene al caso es el reciente descubrimiento de una antigua caja de huesos inscrita con el siguiente mensaje en arameo: Santiago, hijo de José, hermano de Jesús. Cuando la noticia de este hallazgo se hizo pública, algunos expertos, buscando minimizar la historicidad de la fe cristiana, declararon que la caja era un fraude, aún antes de verla.

La verdad es que nadie puede decir con un grado de certeza que el Sudario de Turín es real, o que es un fraude. Lo mejor que podemos hacer es analizar toda la información, y entonces decidir por nosotros mismos.


Sudario de Turín - La Realidad
Tristemente, el debate de nunca acabar acerca del Sudario de Turín está interesado sólo en su autenticidad. En realidad, importa poco si el sudario fue el lienzo fúnebre de Jesucristo. De cualquier manera, el sudario es simplemente un lienzo hecho de lino. Desafortunadamente, mucha gente ha sido engañada haciéndoles creer que el sudario es de alguna manera sagrado, y debido a esto, han ligado su fe a su autenticidad. Esto es un error. Sin importar su origen, el sudario no merece ni adoración, ni reverencia. El suponer que sea auténtico ciertamente lo hace una parte importante de la historia cristiana, pero nada más.

Jesús vivió una vida perfecta, Él murió por los pecados de la humanidad, fue resucitado de entre los muertos, y luego ascendió a los cielos. Al aceptarlo como Señor y Salvador por gracia, a través de la fe, somos perdonados. Los cristianos no basan sus creencias en el Sudario de Turín o cualquier otro artefacto antiguo. En lugar de esto, lo cristianos aceptan estas cosas debido a su creencia en la veracidad de la Biblia.

Aunque el debate sobre el Sudario de Turín nos recuerda un punto muy importante. Esto es, la historicidad de la fe cristiana. El cristianismo no es sólo un conjunto de reglas por las cuales los cristianos gobiernan sus vidas. Es una relación con un Dios real, quien entró en la historia de la humanidad como un hombre mortal, y murió para que pudiésemos tener vida eterna.

!Investigue Más Ahora!



¿Tú qué piensas?
Todos hemos pecado y merecemos el juicio de Dios. Dios, el Padre, envió a Su único Hijo para cumplir ese juicio por aquellos que creen en él. Jesús, el creador y eterno Hijo de Dios, quien vivió una vida sin pecado, nos ama tanto que murió por nuestros pecados, tomando el castigo que merecíamos, fue sepultado, y levantó de la muerte como lo dice la Biblia. Si de verdad crees y confías de corazón en esto, recibe a Jesús como tu Salvador, declarando: "Jesús es Señor," serás salvado del juicio y podrás pasar la eternidad con Dios en el cielo.

¿Cuál es su respuesta?

Sí, hoy he decidido seguir a Jesús

Ya soy seguidor de Jesus

Todavia tengo preguntas





How can I know God


Derechos de Autor © 2002-2019 AllAboutArchaeology.org, Todos los Derechos Reservados